Formación Programada para las empresas

¿Qué es la formación programada o bonificada?

El nuevo sistema de formación continua facilita a las pequeñas y medianas empresas desarrollar planes de formación basados en un sistema de descuentos a partir de las cuotas de la seguridad social.

Crédito disponible

Esta bonificación es posible gracias al nuevo modelo de formación contínua (Real Decreto 395/2.007), por el cual, todas las empresas privadas disponen de una cantidad mínima de 420€ anuales para la formación de sus trabajadores. Dicha cantidad denominada «crédito formativo», puede ser superior en función de las siguientes variables:

  • Número de trabajadores contratados en régimen general pode la empresa durante el año anterior.
  • Cuota de formación profesional abonada por la empresa por cada trabajador a la seguridad social durante el ejercicio anterior.

¿Quién puede realizar esta formación?
  • Cualquier empresa o agrupación de empresas puede acceder a los planes de bonificación contratando a ActiFormación
  • Los destinatarios finales de la formación han de ser trabajadores asalariados que coticen a la seguridad social en concepto de formación profesional.
  • La empresa debe estar al corriente de pago de la Seguridad Social y Hacienda
¿Qué cursos tienen la opción de bonificación?
  • Las modalidades de formación pueden ser presenciales o teleformación. También los denominados Mixtos, una parte presencial y una parte online
  • No es obligatorio disponer de un mínimo de alumnos pueden ser cursos desde 1 hasta 25 participantes por grupo.
  • Organización a demanda de la empresa, pueden ser individuales o en grupo, impartidos por una entidad organizadora acreditada como ActiFormación.
  • El listado de participantes deberá comunicarse antes del comienzo de la correspondiente acción formativa o grupo.
¿Cómo se aplican las bonificaciones?

Los costes sufragados por las empresas para la formación de sus trabajadores se bonifican en las cuotas a la Seguridad Social. En este sentido, el crédito para formación continua para cada empresa actúa como límite de las bonificaciones a efectuar con cargo a las cotizaciones a la Seguridad Social.

Nota importante:

  • Las empresas, incluso en el supuesto de agrupación de éstas, son las únicas responsables de las bonificaciones establecidas en sus boletines de cotización.
  • Las empresas autorizadas a transmitir la relación nominal de trabajadores TC-2 mediante el sistema RED, reflejaran el importe de estas bonificaciones en los documentos de cotización como cualquier otro beneficio a cargo del Servicio Público de Empleo Estatal (INEM).
  • El resto de las empresas (TC-2 normalizado) deben realizar una declaración complementaria (exclusivamente a través del TC-1) que comprenderá únicamente el importe de las bonificaciones a que tengan derecho por este concepto (casilla 601), y que será tramitada conforme al procedimiento establecido para los saldos acreedores.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies